martes, 21 de diciembre de 2010

Los Premios TWT - Construyamos


Los twitteros le encontramos defectos a todo y a todos. En gran medida por el beneficio del anonimato. En twitter nada nos gusta. Si son premios pequeños son una porquería porque sólo "invitaron" a los de siempre. La misma rosca de nominados. Si son premios grandes, entonces una porquería porque antes las cosas eran "artesanales" y eran más bonitas. Si hay marcas, terrible porque esto se volvió capitalista, compañero. Si no hay marcas, fatal porque yo "¿qué hago con un pinche pajarito? yo me merezco más que eso". Aceptémoslo: nosotros criticamos TODO lo que nos parezca ajeno, todo lo que sentimos que es una amenaza para nuestro confort.

Twitter nos da la oportunidad de comunicar muchas cosas, en ese orden de ideas todos somos "medios de comunicación" y tenemos -en su justa proporción- el mismo poder que El Tiempo, Semana, etc. El problema es que no estamos preparados para ese poder, y no medimos las consecuencias de lo que decimos. No dimensionamos la responsabilidad tan grande. ¿Cuántas veces hemos matado a Pacheco, Joe Arroyo, Cerati, etc.? Y si jugamos con cosas tan importantes como la vida de figuras públicas, ¿cómo no jugaremos con la reputación de cualquiera de los de a pié? Invito a que seamos un poco más responsables con eso y pensemos dos veces antes de lanzar acusaciones.

En los premios nadie puede decir que no podía ir (excepto menores de edad, por políticas del bar) porque no había invitaciones. Todo el que quisiera ir podía. Sólo pedíamos una donación. Y lo de las donaciones venía de mucho tiempo antes de que la inclemente lluvia lo volviera algo tristemente común en nuestro país. Lo de las donaciones se hizo el año pasado en la primera edición de los premios. Y como tal debe mantenerse siempre. Creo que ese es uno de los verdaderos objetivos de los premios. 

En fin. Es real que en este país la gente se muere más de envidia que de cáncer. Yo pregunto: ¿por qué le temen tanto a que haya marcas en twitter? Eso es algo que está sucediendo y que va a suceder. Es natural. ¿O es que vamos a formar un motín y "boicotearemos" cuanta marca aparezca?

¿Por qué les estresa tanto que haya marcas? ¿Les parece malo que alguno de ustedes (escogido por ustedes mismos) se lleve un premio a la casa? ¿quieren que sean más "artesanales" y la gente se vaya con la estatuilla y listo? Que se vaya con un "Bien chino, sigue así, eres un duro" y una palmadita en la espalda. Si es así, bienvenido sea. La decisión es de todos. Y de paso nos quitamos un peso de encima.

Yo me pregunto: ¿qué evento twittero medianamente grande no ha sido criticado? Al menos en los últimos meses. Todo es malo. Es que hasta critican los eventos altruistas. Ese es nuestro nivel de cultura. Criticamos todo lo que no sea nuestro. ¿Saben cómo se llama eso? Ignorancia. Atrevida ignorancia. Yo no estoy en contra de las críticas, pero para que sean bien recibidas deben tener fundamento, primero, y ser constructivas, segundo. Hay gente que critica tanto que cansa. Hay gente que se va quedando sola porque no hacen un aporte positivo ni por equivocación.

No seamos tan envidiosos. Por eso es que estamos condenados a ser subdesarrollados. En vez de criticar las oportunidades y perderlas, busquemos la manera de aprovecharlas. Por eso es que las empresas ya no arman eventos públicos. Por eso escogen a dedo a sus invitados. Somos como en los Simpson, todos con antorchas encendidas esperando que alguno grite "QUEMEMOS LA BIBLIOTECA" "SIIIIIIIIII" ¿Por qué no mejor en vez de hablar tan venenosamente... hacemos algo? ¿Por qué no en vez de esperar en la cueva que alguno de nuestros monos entrenados detecte una twitcam o un evento para salir a criticarlo... hacemos algo productivo?

Construyamos país, señores. Construyamos algo. Dejemos de ser tan egoístas y pensemos en grande, pensemos en armar una empresa y dar empleo. Algunos dicen que los colombianos somos emprendedores y que no nos varamos por nada. Pues demostrémoslo, pero no a costa de los demás. No pasemos por encima de la gente. Otra cosa: he recibido muchas llamadas de apoyo. Otros me lo dicen con terceros, o DMs, messenger y demás. Agradezco mucho todo eso. Por último me gustaría invitarlos a que lo hagan públicamente. Para que la gente negativa y conformista vea que los que queremos hacer cosas buenas somos más. 

Los dejo con una frase que recibí en un correo electrónico y que me dejó pensando:

"No me preocupa tanto la gente mala, sino el espantoso silencio de la gente buena"  - Martin Luther King -

Gracias.

Ellos ya siguen a la marmota

Marmotazos populares