lunes, 20 de mayo de 2013

El Triángulo de las BermuDIANs -segunda parte-

(Voz en off)
Previously... on "El Triángulo" [link]:

Nuestro protagonista busca formar empresa y no la logra... "listos, ahora sí a producir y a crecer como empresa"
Se pregunta cómo sería el mundo si la DIAN vendiera empanadas.
Busca inscribirse como proveedor pero le piden todo tipo de documentos que sólo lo hacen perder el tiempo. "En una de ellas, incluso, me preguntaron si estoy en la Lista Clinton. Yo a ese señor ni lo conozco..."
El website de la DIAN no funciona...

==================================

"La maldición del RUT". [Suspenso.mp3]
El Triángulo de las BermuDIANs. S01E02

Necesitaba el RUT para inscribirme como proveedor, pero conté con la mala suerte de que a algún señor entrado en años le diera por que debían cambiarse los códigos de actividades de las empresas. Entonces si antes tenías el código, digamos, 2487, ahora tienes el 6845. Porque sí. Pero no te lo cambian automáticamente, NO. Debes ir y hacerlo tú. Se imaginarán las filas.

Con los clientes de hace un tiempo yo tenía un gran afán de facturar, y como era tan complicado todo, preferí no hacerlo como empresa sino como persona natural. Yo ya tenía mi RUT y mis papeles a la mano. Lo que te enteras luego es que al hacerlo como persona natural te descuentan muuuuucho más de impuestos. Típico.

La penúltima vez que fui a la DIAN me atendió una señora muy amable. Debo reconocer que me fue bien porque iba a hacer tres cosas -para los que debes pedir tres turnos- pero esta señora hizo todo en un solo viajado. Gracias a eso pude cumplir la cita con el cliente al que le estaba vendiendo servicios y por el que debía inscribirme como proveedor (¿se acuerdan?). El agradecimiento con la señora me duró unos meses, cuando tuve que inscribirme en otra empresa. Resulta que a la señora esta se le olvidó hacer un mísero clic en "confirmar", así que mi actualización de actividades no se hizo efectiva.

Me enteré cuando en la nueva empresa me dijeron "esto está desactualizado". A través del website de la DIAN intenté hacer la vuelta. Claro, desde Windows. Tras dar 42 pasos innecesarios y enredados, logré descargar mi RUT, actualizado. Nótese que el botón que encuentras en el inicio dice "Su RUT en 2 pasos".

Lo descargué, se lo envié al cliente. A los tres días me lo regresa diciéndome que no sirve porque dice "borrador". ¿¿GUAT??
Llamé a la DIAN, pedí ayuda, encendí una veladora, le pedí a los dioses del Olimpo que me ayudaran -no sé cuál sea el santo para las vueltas con la DIAN, pero le empezaré a pedir a Santa Laura Montoya, que anda estrenando cargo-.

Por teléfono la respuesta después de 30 minutos de llamada, fue: No señor, eso por teléfono no se puede hacer. Lo mejor es que vaya. Y para poder ir debes pedir una cita que no te puede dar la misma persona que te atiende. Debes volver a llamar y esperar 8 minutos 23 segundos a que te conteste el asesor encargado, para pedirle la cita. "Su llamada es muy importante, en este momento nuestros asesores..." mis polainas.

Cuando por fin me dieron mi firma digital, que me entregaron en una USB que no me dijeron que debía llevar -bendito sea mi dios, yo siempre ando con una USB en mi baticinturón-, la señora hizo otro poco de clics y, magia magia, apareció mi RUT actualizado y sin la bendita palabra "borrador". 4 meses después de que ya lo había hecho, pero bueh... a esas alturas ya no sientes mal genio sino agradecimiento porque porrrrrfinnnnnn tienes ese papel.

Esa es la estrategia de la DIAN: complicar las cosas para que uno las valore más. Si yo me encuentro a esa señora en Transmilenio la agarro a besos.

Finalmente envié el RUT actualizado al cliente. Con eso cumplo los requisitos para inscribirme como proveedor. Ahora falta esperar que me inscriban, luego generan una orden de compra para que, por fin, yo pueda generar una factura y que "entre 40 y 60 días" después, me paguen. Claro, impuestos descontados, que se van a la DIAN para entrenar señoras. Porque al website no se van.
Ahora... imagínense todo lo que hay que hacer para que, legalmente, puedas expedir facturas aprobadas por la DIAN. Y digo "imagínense" porque no les voy a contar.

En este momento estoy en esa espera. Por un servicio que presté hace dos meses debo esperar al menos otros dos para que me paguen. Eso es lo que pasa en este país del divino niño.

¿Mucho? ¿Largo? ¿Complicado? Y eso que no les conté que mi renovación de matrícula con la Cámara de Comercio no aparece actualizada por alguna extraña razón en los sistemas. Me imagino que no la hice bien, porque no tengo plata para contratar un contador, porque no he podido cobrar, porque no tengo mi matrícula actualizada.

Me voy a conseguir un Oompa Loompa que tenga skills en ir a la DIAN. Moto es un plus.

Tristemente, continuará...

Ellos ya siguen a la marmota

Marmotazos populares