miércoles, 3 de febrero de 2010

Diatriba

Esta nota la escribí hace seis meses, pero fue publicada en Facebook, donde arranqué con el blog. Los hechos a los que hago mención son de aquella época.

*****


Hoy quiero hablar de la irresponsabilidad de los conductores de buses, busetas y colectivos de esta ciudad, o viles hps, ignorantes, irresponsables /#&)"# buseteros, como prefiero llamarlos. En un principio iba a titular la nota "diatriba contra los buseteros" pero algunos hechos ocurridos desde el incidente que me ocupa hasta el día de hoy me amplían el rango necesario de desahogo. Para los que no siguieron el link que pegué más arriba y que aún se preguntan qué carajos es una diatriba, ésta es un escrito o discurso en contra de algo o alguien, en ocasiones violento e injurioso. Pues bien, hoy quiero expresar mi total indignación y repudio por estos seres humanoides seudo inteligentes que nunca debieron salir de los vientres de sus señoras madres o, en su defecto, de su casa pobre y polvorienta muy seguramente ubicada en los cinturones de pobreza que rodean esta ciudad.

Corría el año 2009, más precisamente el 12 de Agosto, en una noche común de otoño. El joven de esta historia se dirigía a cumplir un compromiso en el centro de la ciudad, ya que había una inauguración de una nueva exposición permanente en el Museo Nacional. Dicho joven transitaba por la carrera 13 de Bogotá, e iba algo preocupado y nervioso por su corta experiencia en vías de estas características, atiborradas de vendedores ambulantes, objeto de competencias de busetas repletas de gente y un caos indescriptible. Todas las razones anteriores le hicieron decidir irse a muy poca velocidad, digamos entre 30 y 50 km por hora, a sabiendas de que le gritarían cosas como "guarde el carro, abuelita", "dele que pa eso tiene carro, animal", "mueva ese traste, petardo" (Nota de la Redacción: Los anteriores improperios fueron editados para ajustarse al tamaño de su pantalla y no atentar contra la decencia de los lectores. No son textuales).

El temor del joven se vio aumentado debido a que iba manejando un carro nuevo, con menos de un mes de salir del concesionario. Faltando pocas (muy pocas) cuadras para llegar a su destino, tras haber recorrido 50 calles esquivando huecos y evitando peatones suicidas, motociclistas kamikazes y buseteros asesinos sucedió lo temido que, aunque inverosímil, es común en estas calles bogotanas. Al parecer se estaba llevando a cabo la decimo-segunda válida de "a que soy capaz de llevar más pasajeros y llegar antes que usté, pirobo" por la carrera 13. Un vil hp ignorante irresponsable /#&)"# busetero se detuvo a recoger un pasajero en la mitad de la vía, lo que hizo que un segundo vil irresponsable desgraciado maldito /#&)"# busetero se abriera para esquivarlo y por efecto dominó el tercer desgraciado maldito troglodita remedo-de-persona escaso-de-cerebro busetero de la grandísima /#&)"# hiciera lo propio, sin importarle que en el último carril de la izquierda se encontrara este joven quien maniobró como pudo y que a pesar de la poca velocidad que llevaba, no pudo evitar el choque. Lo único que atinó a hacer el jovenfue maldecir en la soledad de su vehículo y bajarse a verificar la gravedad del asunto. Al contrario de lo que cualquiera pensaría, el catre /#)$(" busetero aquel se detuvo y se bajó, quizás motivado por su evidente culpa. Frases como "uy chino, qué pena, no lo vi", "eso le sale con Ruby", "uy perdóneme, que'sque si no me abría le daba al de adelante" se escucharon en la dantesca escena. El joven sólo pensaba "Y por qué hps me tuvo que dar a mí y no al "(#"!#$ busetero que lo cerró en un principio". Tras un largo debate y en medio de los ensordecedores pitos que los demás conductores no dejaban de producir, "arreglaron" económicamente con lo poco que el vil hp ignorante irresponsable /#&)"# busetero pobremente tenía en su poder, y que a todas luces no alcanzaría para los arreglos necesarios. Afortunadamente el daño no fue mayor y algún día será sólo un recuerdo amargo.

Si yo fumara (obviamente el tipín de la historia soy yo, hello??? Daaa??) tendría un edema pulmonar a estas alturas. Esa noche en el museo había vino y pocas ganas me faltaron para tomarme cuanta copa me pasaron. Continuando la ya deplorable semana anoche recordé que hoy se vencía el plazo para el pago del celular, así que como todos los meses ingresé al portal para pagar online. Después del click final me apareció el mensaje "sistema fuera de línea, por favor intente más tarde". Como el tipo obediente que soy, intenté más tarde, con el mismo resultado. Como el tipo responsable que soy, me levanté gritando esta mañana gracias a una pesadilla en la que miles de celulares sin servicio me perseguían para atenazarme con sus antenas. TERRIBLE. Así que limpiándome el sudor encendí el computador para hacer el pago. El mensaje fue el mismo. "Carajoooooo", me dije. "No, pero imposible pues que yo sea tan de malas, tampoco". Como el tipo precavido que soy, rompí el marranito y saqué la plata en efectivo por si de proooonto no podía pagar más tarde tampoco.

Llegando a la oficina hice el último intento. Esta vez el mensaje fue "Fondos insuficientes". QUÉEEEEEEEEE??? PERO COMO ASÍIII? Me pregunté. Pues efectivamente, aunque no se hizo el pago, sí me descontaron los intentos de pago y me dejaron sin plata en la cuenta. Qué desgracia tan infinita!! Fui al punto de atención de TIGO para confirmar que no aparecía el pago, así que pagué en efectivo para evitar el corte del servicio en pleno fin de semana con puente. El asesor me aseguró que si por alguna extrañísima razón de esas que nuuuuuunca suceden, entran los tres pagos, estos se acumularían y es como si pagara 3 meses por adelantado. Ojalá sea así y esa platica no se pierda porque aunque ustedes no lo crean, me ha pasado antes. Bueno, en el fondo sé que me creen. Por supuesto también hice el reclamo en el banco y en teoría de aquí al martes (justo tenía que pasar en puente) esa plata aparece. Que cómo voy a sobrevivir estos días?? No sé, pero alguien me prestará. Eso no me preocupa, afortunadamente. 

Como si fuera poco, anoche tuve una pelea con una buena amiga. La verdad esa pelea me afectó mucho y ando bastante triste al respecto porque no me esperaba esa situación. Además reconozco que los otros temas que ya les conté me tienen particularmente irascible y todo se me juntó. Aún tengo pendiente una conversación con ella pero lamentablemente vive "demasiado ocupada" y de aquí a que hablemos puede pasar mucho tiempo. Sí, yo sé que están las noches, pero llega tan cansada y madruga tanto que poco habla por teléfono en las noches. Realmente nuestras conversaciones se dan una vez por semana y duran unos 6 minutos veinte segundos flat. 10 minutos cuando hay mucho chisme pendiente. Me siento cual presidiario: "tiene derecho a UNA llamada".

Sumémosle el hecho de que este es mi segundo intento por escribir esta nota, porque el primero lo perdí cuando se me bloqueó el Notepad. Alguien me puede decir cuáles son las probabilidades de que el bendito Bloc de Notas se trabe??? Maldita sea!!!

En fin, hay otros temillas por ahí que me tienen igual, pero lo dejaré de ese tamaño. Ese es el inconveniente del no-anonimato: Debo proteger varias identidades. Aunque no lancé tanto improperio como hubiese querido, aunque no eché madres al aire y no maldije a todo el que se me atravesó, doy por terminada la nota. Buscaré otros medios de desahogo. Como dijo el filósofo romano Morenus: Algún día me reiré de esto. Mientras tanto se reciben patas de conejo, yerbas aromáticas, muñecos vudú y herraduras de la pata izquierda de un pura sangre virgen. Si hay más cosas, también se reciben.

Ah pero advierto, si recibo comentarios que no sean de mi agrado, como el tipo egoísta y caprichoso que soy procederé a responderlos sin censura o, al menos, a borrarlos sin compasión. 
Ábranse todos, malditos.

Ellos ya siguen a la marmota

Marmotazos populares